Acolman, aquí nacieron las piñatas (Antonio Herrada)
Acolman, aquí nacieron las piñatas (Antonio Herrada)
- Publicidad -

La piñata es uno de los elementos fundamentales de la época decembrina. Las posadas sin ellas, simplemente no serían lo mismo. La historia reconoce a este pueblo del Estado de México como el lugar donde esta tradición comenzó.

Acolman, es un municipio ubicado, aproximadamente a hora y media por carretera de la Ciudad de México y a unos cuantos minutos de las Pirámides de Teotihuacan. Su fundación data del siglo XIII y a lo largo de los años ha vivido diversos acontecimientos importantes.

Según la historia del lugar, en 1587 el Papa Sixto V concedió a fray Diego de Soria, encargado del Monasterio de Acolman, un permiso para realizar las denominadas misas de “aguinaldos”, entre el 16 y el 24 de diciembre.

Shutterstock
- Publicidad -

Este hecho se considera el origen de las tradicionales posadas que han llegado hasta nuestros días. Los misioneros agustinos habitaban y ejercían su oficio desde el Templo religioso que data del siglo XVII dedicado a San Agustín.

Lee: Mercados en otros países que tienes que conocer si eres un verdadero foodie

Este edificio que es uno de los atractivos turísticos del municipio tiene los elementos arquitectónicos de tradicionales de un recinto católico de la época: templo, atrio, claustro y la arquitectura clásica, con columnas y decoración inspirada en el renacimiento italiano.

Según el relato histórico, al interior de este templo, los misioneros agustinos inventaron las piñatas. En su afán de evangelizar a los nativos, los religiosos encontraron en esta colorida artesanía, la manera de explicar el pecado, la conversión y la redención.

Originalmente, estas piezas se elaboraban con ollas de barro o cartonería  con 7 picos en forma de una estrella. Cada una de estas puntas representa uno de los pecado capitales de la religión católica y el acto de golpearla hasta romperla, representa un desprecio al pecado y la oportunidad de los fieles de arrepentirse y conseguir la redención.

Lee: Conoce el cómic que Anthony Bourdain escribió sobre un chef japonés

Esta tradición se extendió por toda La Nueva España y no solo ha sobrevivido más de 4 siglos de transformaciones sociales, sino que se ha convertido en uno de los sellos de identidad para la celebración de la Navidad en México. A pesar de que hoy se pueden encontrar diferentes versiones y nuevos significados de las piñatas.

En Acolman, a partir del 14 de diciembre, se lleva a cabo la Feria de la Piñata donde diversos artesanos de la región muestran y venden su trabajos, así como conciertos y muestras culturales que reúnen a los habitantes en la plaza de la municipalidad.