Aunque realmente falte muy poco para acabar el año, en materia astronómica… apenas comienza. Pues el día de hoy (22 de octubre) ocurrirá uno de los fenómenos más esperados del año. Todavía quedan por ver las mejores lluvias de meteoros antes de que acabe el año.

1. Las Oriónidas

Jon Nazca
22 de octubre de 2019

Esta lluvia de meteoros ocurre cada año gracias a los vestigios del cometa Halley. Desde el 2 de octubre hasta el 7 de noviembre se espera su vista anualmente. Se esperan entre 20 y 40 estrellas fugaces.

Así que busca un lugar donde haya poca luz (la ciudad también tiene sus lugares ocultos). Y, al no haber luna, las Oriónidas se verán en todo su esplendor. Con un aproximado de 20 meteoros por hora, el mejor momento de este fenómeno, suele ser en las primeras horas antes del amanecer.

Si trazas el rastro que dejan estos meteoros hacia atrás, parecen provenir del Club de la famosa constelación de Orión el Cazador.

Desde cualquier hemisferio, encuentre el Cinturón de Orión, luego ubica la brillante y roja estrella supergigante Betelgeuse, y estará muy cerca del radiante de las Oriónidas.

Recorriendo el refugio imperial de la dinastía Qing en Beijing

2. Las Tauridas del Sur

Rocky Raybell | Flickr
Última hora de la noche: 5 de noviembre hasta el amanecer del 6 de noviembre de 2019

Hay corrientes de meteoros que alimentan a las Tauridas. Tanto del Sur como del Norte; sólo que están muy extendidas y difusas.

Por lo tanto, las Tauridas  se pueden ver durante un periodo largo. Su temporada es del 25 de septiembre al 25 de noviembre. Pero generalmente, no ofrecen más de cinco meteoros por hora.

Sin embargo, las Tauridas suelen tener un alto porcentaje de bolas de fuego o meteoritos. Su visualización máxima será después de la medianoche.

3. Las Tauridas del Norte

Rocky Raybell
Noche del 12 de noviembre al amanecer del 13 de noviembre de 2019

También la lluvia de meteoros de las Tauridas del Norte es duradera: 12 de octubre al 2 de diciembre. El número máximo de meteoros por hora es de apenas cinco.

Así que ambas Tauridas se combinan y acompañan para proporcionar una buena dosis. Los meteoros tauridos tienden a moverse lentamente, pero a veces son muy brillantes. La luna llena brillará desde el anochecer hasta el amanecer y obstaculizará un poco el pico del 12 de noviembre. Por esta razón, antes del amanecer es el momento ideal para apreciarlos.

4. Las Leónidas

Channone Arif
18 de noviembre de 2019, antes del amanecer

Leonidas ha producido algunas tormentas de meteoros que figuran como las más grandes de la historia. La última, en 1966,  tenía tasas tan altas como miles de meteoros por minuto. Durante 15 minutos en la mañana del 17 de noviembre, los meteoritos cayeron brevemente como lluvia.

Como muchas lluvias de meteoritos, la luna se mostrará en fase gibosa menguante en la mejor noche para verlas. La noche del 17 de noviembre a la mañana del 18 de noviembre. Las Leónidas tienden a producir la mayor cantidad de meteoros en las horas previas al amanecer, momento en el que la luna estará bastante cerca del punto radiante de esta lluvia de luz.

5. Las Gemínidas

Nasa
13 al 14 de diciembre de 2019, desde media tarde hasta el amanecer

Cerca de las estrellas Castor y Pólux en la constelación de Gemini the Twins, la lluvia de meteoros Geminida es una de las mejores lluvias de meteoros visibles en el hemisferio norte o sur.

A menudo inundan de blanco y son muy brillantes. En una noche oscura, a menudo puedes ver pasar 50 o más meteoros por hora. La mayor cantidad de meteoros caen en las primeras horas después de la medianoche. Centrada alrededor de las 2 am en la hora local, sin importar en dónde se encuentre.

6. Los meteoros de Ursid

NY Post
El 22 de diciembre de 2019, antes del amanecer

En el hemisferio norte se observará aproximadamente una semana después de las Gemínidas. Esta lluvia de meteoros es de bajo perfil y cada año abarca el periodo aproximado del 17 al 26 de diciembre. Los úrsidos generalmente alcanzan su punto máximo alrededor del solsticio de diciembre. Y puede que ofrezcan de 5 a 10 meteoros por hora durante las horas previas al amanecer en un cielo oscuro.

Recorriendo el refugio imperial de la dinastía Qing en Beijing

7. Lo más importante: un cielo despejado, claro y sin luz

Principalmente necesitamos un entorno oscuro. Es posible ver un meteorito o dos o incluso más desde las ciudades. Pero para experimentar una verdadera lluvia de meteoritos, donde puede ver varios meteoros por minuto, hay que evitarlas. La página de observación de estrellas de EarthSky muestra las mejores ubicaciones para explotar la oscuridad.

8. Conoce tus fechas y horarios. 

Además de tener la fecha en mente, hay que hacer lo posible porque comprobar que sea la correcta así como la hora de la noche. Estas lluvias de meteoros ocurren en un rango determinado de fechas porque provienen del propio movimiento de la Tierra.

A medida que orbitan, la tierra cruza estas corrientes de meteoritos. Muchas de ellas provienen de cometas que se mueven en órbita alrededor del sol. Cuando estos desechos cometarios ingresan a nuestra atmósfera, se vaporizan debido a la fricción con el aire. Si la luz de la luna o las luces de la ciudad no oscurecen la vista, nosotros en la Tierra vemos las partículas que caen y vaporizan como meteoritos.

9. Que llevar contigo

La verdad, no se necesita equipo especial para ver una lluvia de meteoritos. Aunque puede que sea más cómodo tenerlo. Y en el caso de llevarlo, siempre es aconsejable llevar una manta o un asiento reclinable tipo portátil. Así como un termo con bebida caliente y binoculares para mirar las estrellas.

No importa de dónde se observe, hay que estar preparados para las temperaturas del claro de la noche. Así que hay que vestirse lo suficientemente abrigado, incluso en primavera o verano.

Cabe decir que tal vez los binoculares no son necesarios o muy útiles para observar la lluvia de estrellas, pero la verdad es que nadie  puede resistirse a apuntarlos al cielo estrellado.