Kumbh Mela festival. (Photo by SANJAY KANOJIA / AFP)

Unos 55 millones de peregrinos hinduistas, repartidos en dos días, efectuaron sus abluciones en los ríos sagrados del norte de India en ocasión del Kumbh Mela, el mayor peregrinaje del planeta.

Una inmensa multitud se sumergió el domingo y el lunes en la confluencia del Ganges y del Yamuna en Allahabad (Estado de Uttar Pradesh, norte) en ocasión de la luna nueva, fecha considerada como el día de mejor augurio del festival. Para los creyentes, proceder a la ablución en este lugar permite purificarse de sus pecados y acercarse a la salvación.

Shutterstock

“Unas 55 millones de personas vinieron a Kumbh en los dos días que llevan a Mauni Amavasya”, la luna nueva, declaró a AFP Rajiv Kumar Rai, un responsable de Kumbh Mela.

- Publicidad -

Para alcanzar esta gigantesca cifra, las autoridades locales dicen haber observado la marea humana desde el aire.

Festival prayagraj Ardh Kumbh Mela, The famous indian religious festival in the convergence of sacred gange and yamuna River in the 2019, Allahabad, india, Shutterstock

Lee: Países que también festejan el Día de Muertos

“No damos cifras por darlas. Nuestros cálculos se basan en observaciones con cámaras colocadas en drones y desde helicópteros”, se justificó Rai.

“Calculamos la longitud de las orillas y las carreteras que llevan a ellas y, considerando la densidad de la multitud y el espacio mínimo ocupado por una persona, estimamos esas cifras”, explicó.

Desde el comienzo del festival a mediados de enero, unos 120 millones de peregrinos pasaron por el lugar de unos 45 km2 en donde se montaron carpas.

El Kumbh Mela en este año electoral toma un tinte muy político por impulso de los nacionalistas hindúes. Los nacionalistas están en el poder a nivel nacional, así como en este estado pobre, el más poblado de India con 220 millones de habitantes.

El peregrinaje se realiza cuatro veces cada doce años, y tiene lugar, por turno, en distintos lugares santos de la India.

El Kumbh Mela, que se lleva a cabo por turnos en cuatro ciudades, fue clasificado patrimonio inmaterial de la humanidad por la UNESCO en 2017.