Cortesía
- Publicidad -

Entre los caminos empedrados de este pueblo mágico se encuentra el Hotel Rosewood San Miguel de Allende. Con 67 habitaciones exquisitamente acondicionadas para que descanses y disfrutes tu estancia. Aquí estarás inmerso en un impresionante entorno natural con arquitectura colonial.

Suena perfecto para tus próximas vacaciones familiares o tu siguiente escapada romántica, ¿no? Y esto también deriva de que San Miguel de Allende es una ciudad histórica declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Pasaje al lujo y la tranquilidad

San Miguel de Allende tiene un clima agradable la mayor parte del año, perfecto para disfrutar actividades al aire libre, como caminatas por los alrededores, así como visitas al mercado de artesanías, la plaza cívica o el jardín principal.

Cortesía
- Publicidad -

Al regresar al hotel, ubicado en una antigua casona que también es una joya en la arquitectura de la ciudad, haz una parada en la alberca mientras bebes un coctel especial o pruebas algún antojito mexicano del restaurante-bar Agua, será una delicia.

Para que la experiencia relajante continúe, dentro del Hotel Rosewood San Miguel de Allende se encuentra Sense, A Rosewood Spa®, el santuario para que disfrutes de la naturaleza y te conectes contigo mismo a través de terapias, masajes, sauna o vapor. El ambiente y la fusión de productos exclusivos para el cuidado de la piel te darán esa armonía que tanto deseas.

El resort también ofrece un centro de acondicionamiento físico con aparatos para lograr un entrenamiento integral en tu cuerpo, así como clases personalizadas de yoga y pilates. ¿Puedes imaginar una opción así en una ciudad que, además, transpira paz? Pues es momento de dejar de imaginar y vivir una experiencia de relajación en este lugar.

 Deleita tu sentido del gusto

Entre varias opciones deliciosas, la oferta culinaria de este resort comprende el exclusivo restaurante 1826, en el que queremos detenernos un momento. Su nombre es en honor al año en el que la ciudad adoptó el nombre de San Miguel de Allende, en honor Ignacio Allende, héroe de la Independencia de México.

Cortesía

Vincent Wallez, chef ejecutivo, y Odín Rocha, sous chef, ofrecen a sus comensales platillos de origen nacional e internacional con la más alta calidad, que son elaborados con productos locales y frescos, en un concepto llamado “Del huerto a la mesa”. No puedes perderte esta experiencia.

Puedes cerrar el día (uno de todos los que puedes pasar en Hotel Rosewood San Miguel de Allende) en la terraza y probar unas exquisitas tapas acompañadas de tu bebida favorita en el Luna Rooftop Tapas Bar, el sitio justo para tener una vista panorámica de esta bellísima ciudad.