- Publicidad -

Estar en la avenida Rafael E. Melgar de Cozumel, Quintana Roo, segundos antes de la arrancada de la 5ta edición del Rally México es viajar en el tiempo. Frente a mí, 113 autos clásicos que muestran la belleza automotriz del milenio pasado.

Ford, Porsche, Mercedes-Benz, Volkswagen y Citroën son sólo algunas de las marcas que vemos frente al arco ceremonial. A partir de ahí, las tripulaciones hubieron de recorrer mil 200 kilómetros por una de las zonas más bellas y de mayor riqueza cultura en el país, el sureste mexicano.

Rally México se convirtió en la carrera automovilística con el récord de transportación en ferry de más autos clásicos, al realizar el viaje entre la isla de Cozumel y Cancún, donde continuó la competencia.

- Publicidad -

Durante 10 días, 113 duplas recorrieron Cozumel, San Gervasio, Punta Venado, Tulum, Punta Laguna, Valladolid, Tizimín, San Felipe, Panabá, Sucilá, Dzitás, Chichen Itza, Yaxunah, Yaxcaba, Huhi, Seyé, Mérida, Rancho Ixtul y Cancún para reconocer Quintana Roo y enaltecer no sólo los paisajes del estado, sino su gastronomía y cultura, la finalidad de Benjamín de la Peña Mora, CEO del Rally y uno de los mayores entusiastas de la cultura maya.

Lee: 3 documentales que todo viajero debe ver

“El Rally Maya debe ser una fiesta en muchos sentidos. No sólo se trata de la competencia, de los hermosos autos, también es el conocer más de nuestra hermosa región, pero aún más importante, de ayudar. Estamos entregando sillas de ruedas en algunos de los poblados que tocamos y eso es lo que nos llena el corazón”, nos comenta De la Peña.

Este viernes 1 de mayo el Rally Maya llega a su fin y se consolida como uno de los eventos de mayor relevancia a nivel mundial en su clase al ser reconocido por la Federación Internacional de Vehículos Clásicos (FIVA) como uno de los 10 sitios en los cuales premiarán a los autos mejor preservados, el único en el continente americano.