(Photo by Barbara Zanon/Getty Images)
- Publicidad -

Cuando se trata de relajación a la orilla del mar, la playa de Ipanema en Brasil, es una de las favoritas para celebridades como Madonna y la pareja conformada por Penélope Cruz y Javier Bardem. En este paradisiaco destino los precios son más accesibles para cualquier mortal, con hoteles disponibles desde 150 dólares —tres mil pesos— eso sí, un boleto de avión en primera clase, con dos escalas en el camino, cuesta al rededor de 300 mil pesos.

St. Barts, una encantadora isla caribeña, también es una de las favoritas de muchos famosos. El costo promedio de una noche para dos personas, es de por lo menos 500 dólares, es decir, unos diez mil pesos, precio que celebridades de la talla de Paul McCarney y Alessandra Ambrosio, están dispuestos a pagar por unos días de relajación y tranquilidad. El hotel Le Guanahani, es uno de los favoritos de los famosos, así que si quieres encontrarte al ex Beatle, ya sabes a dónde tienes que ir.

A inicios de 2018, se vio en Nueva York a celebridades como: 50 Cent y Chrissy Teigen, y es, sin duda, uno de los destinos que a los famosos más les gusta, por su clima, su ambiente, sus múltiples actividades y por supuesto, su diversidad. Los restaurantes en los que podrías encontrarte a algún famoso, son: Ocean Prime, Eleven Madison Park y Phillippe Chow, en los cuales el ticket promedio por persona es de unos 300 dólares, es decir, unos seis mil pesos.

- Publicidad -

The Grand Hyatt de Cannes, Francia, es uno de los hoteles más visitados por los famosos en este destino, sus tarifas empiezan en 450 dólares, es decir, uno 8, 500 pesos y de ahí, van subiendo. Ahí se han hospedado estrellas de la talla de Roberto de Niro, Jake Gyllenhall y Partis Hilton, entre otros.

Lee: Los lugares favoritos de Luis Miguel en México

En Italia, un destino muy buscado por los ricos y famosos es Lago Como, donde los lujosos hoteles tienen tarifas desde mil dólares, o sea, unos veinte mil pesos la noche. Se dice que fue George Clooney quien puso este destino de moda y ahora sus amigos Matt Damon y Brad Pitt suelen ir por lo menos una vez al año.