- Publicidad -

El verano comienza a despedirse, los niños regresan a clases, y las noches son más frías, todo esto sólo significa una cosa: estamos en agosto.

Aunque hay mucho por hacer aún en este mes, como las tardías escapadas a la playa, o salidas cortas para aprovechar los últimos días del verano, la realidad es que aún esos momentos pueden catalogarse como lo llama Stephen Ferrando, director de psiquiatría en Westchester Medical Center, los “August blues.”

Ferrando asegura que un porcentaje de la población padece este fenómeno mejor conocido como Seasonal Affective Disorder (SAD) “Para ser diagnosticado con este desorden emocional, debes tener por lo menos dos semanas con síntomas persistentes sin alguna mejora” aclaró.

- Publicidad -

Lee: Los países más viejos del mundo te necesitan

La mayoría de las personas que tienen esta depresión temporal la padece durante los meses de invierno debido a la falta de luz en el día, pero es justo en agosto cuando se vuelve a ver un crecimiento de este fenómeno debido a la ansiedad que se siente con el regreso a clases, el final de las vacaciones, y la precipitación a la temporada de días festivos que trae consigo el último semestre del año.

¿Cuál es la solución para evitar estos sentimientos en este mes? Rachel Annunziato, profesora de psicología en Fordham University, aseguró que lo más recomendable es tomar un par de días al final del mes para reflexionar y meditar, pasar tiempo con amigos en actividades sencillas también es una gran forma de evitar este tipo de tristeza que afecta al 1% de la población mundial.