- Publicidad -

Los 20 son una época llena de cambios y ajustes, de crecimiento y ganas de salir a explorar el mundo. Es una década en donde se combinan las pocas responsabilidades con la energía necesaria y la búsqueda de libertad que hace de esta la mejor etapa para viajar.

No tienes tantas responsabilidades con las que lidiar

Una vez que llegues a los 30, te cases o tengas hijos, verás cómo se complica la vida. Tendrás más responsabilidades, más pagos por hacer y más personas por las que ver antes que por ti. Durante tus 20 puedes decidir empacar una maleta y, sin más, elegir un destino.

Estás en el mejor momento para conocer y hacer nuevos amigos

Ya sea que te quedes en youth hostels, vayas a fiestas de desconocidos o pasees solo por las calles y museos, conocerás personas de distintas partes del mundo y las convertirás en tus amigos. Esta es una de las mayores ventajas de viajar en los 20 – amplías tu círculo de amistades al tiempo que sales de tu zona de confort.

Foto: Natalie Toombs para Unsplash

Aprenderás a apreciar los pequeños placeres de la vida

- Publicidad -

Cuando empiezas a viajar, aprendes a disfrutar las pequeñas victorias y ver el mundo de otra manera. En un país frío, descubres que una cobija y un chocolate caliente son sinónimo de lujo, por ejemplo, o en una ciudad congestionada aprendes a celebrar cada vez que descubres un nuevo atajo.

Descubrirás cómo planear mejor y lidiar con los errores

Mientras más viajes por tu cuenta, más errores cometerás en el camino. Y así aprenderás lecciones que seguramente te servirán en el futuro. Podrás perder un vuelo, planear una escala eterna y aburrida o perder tus cosas por distraerte unos segundos, pero todas estas experiencias te ayudarán a planear mejor tu próxima aventura.

Foto: Daria Nepriakhina para Unsplash

Aprenderás a conocerte a ti mismo

La mejor ventaja de viajar en tus 20 es que llegas a conocerte realmente. En situaciones así es cuando uno descubre sus capacidades y sus debilidades, lo que le gusta y lo que no. Seguramente descubrirás tu pasión, probarás nuevas cosas y aprenderás a tomar decisiones sin la guía de nadie más. Así que no hay mejor época para viajar.

¿Convencido? Estos son los viajes obligados que debes hacer antes de los 30.