fat-washing
- Publicidad -

La coctelería nunca deja de sorprendernos con sus ingredientes. Cada vez es más común encontrar menús con cocteles cuyos ingredientes parecerían más armar un platillo que una bebida. Esto crea la oportunidad para la experimentación con técnicas nuevas, y el fat-washing es una de ellas.

El fat-washing es una técnica inspirada en la perfumería y sus métodos para extraer aromas de un aceite a través del alcohol. Siguiendo esta técnica, se agrega un ingrediente grasoso a un licor y luego se congela para que la grasa se haga nata y se pueda quitar, y que lo que queda del licor mantenga el sabor del ingrediente en cuestión. Así, los bartenders pueden trabajar con licores con sabores que van desde aceite de coco hasta grasa de tocino y foie gras.

- Publicidad -

Esta técnica se usó por primera vez en el año 2007 en el bar neoyorquino PDT (Please Don’t Tell), donde Don Lee creó el Cinema Highball, un coctel de ron infusionado con mantequilla y palomitas, servido con Coca Cola. Hoy, esta técnica se usa en bares alrededor del mundo, en cocteles como estos:

Lee: El bar que cerró sus puertas tras ser premiado como el mejor bar del mundo

Old fashioned con tocino, de Suderman Bar, en Köln, Alemania

Fowl Play (vodka infusionado con grasa d pato, naranja, miel, chartreuse, tomillo, salvia), de The Blind Pig, en Londres, Inglaterra

 

Old fashioned con carne wagyu, de Wagyu Mafia, en hong Kong, China

Winter Escape (ron infusionado con aceite de coco, ron solo, piña, jengibre y agua de cardamomo con espuma de piña y coco), de Aquashard, en Londres, Inglaterra

Lee: 5 spots para disfrutar la gastronomía de Austin desde el desayuno