David Ramos/Getty Images
- Publicidad -

La mejor manera de conocer el mundo es caminarlo; es ponernos unas botas de hiking, colgarnos una backpack y dedicar unas horas a no hacer más que recorrer el entorno, escuchando música o los sonidos de la naturaleza, tocando las plantas y sintiendo los rayos de sol al sentarnos en una roca, por solo unos minutos, para descansar antes de volver a caminar.

En el mundo, hay todo tipo de senderos en cualquier ecosistema. Y aunque todos son sorprendentes, estos son los cinco que tienes que visitar alguna vez.

Patrick Bosiger/Unsplash

The Pacific Crest Trail, Estados Unidos

Un inmenso sendero de 4,260 kilómetros se extiende desde México hasta Canadá, visitando 25 bosques protegidos y siete parques nacionales. El Pacific Crest Trail pasa por California y, específicamente, por el Lassen Volcanic National Park. Por sus característicos paisajes, esta sección del sendero es imperdible.

- Publicidad -

Lee: 3 road trips que debes hacer en 2019

David Ramos/Getty Images

Caminito del Rey, España

Muy cerca de la ciudad de Málaga, este sendero de hiking recorre casi 8 kilómetros, elevándose en los cañones sobre un valle lleno de verde. Es un recorrido solo apto para los más aventureros, pero, aunque es apodado el ‘camino de la muerte’, en realidad es sumamente seguro. En 2015, se reforzó toda la estructura con un nuevo puente, nuevas plataformas y cables de protección.

Rafael Pérez

Ruta de los Parques de la Patagonia, Chile

Extendiéndose por 2,800 kilómetros (aproximadamente un tercio del país), la Ruta de los Parques de la Patagonia visita 17 parques nacionales del país, completamente diferentes entre sí gracias a la biodiversidad chilena. Además, al atravesar áreas protegidas y casi 60 comunidades indígenas, esta es la gran alternativa para empaparse de la cultura y naturaleza local.

Tim Graham/Getty Images

Laugavegurinn, Islandia

Entre la zona de Landmannalaugar y la Reserva Natural de Porsmork, la ruta de hiking Laugavegurinn se extiende por 55 kilómetros, visitando montañas de riolita (características por su color rojizo), manantiales de agua caliente, ríos de glaciares, cascadas, cañones y miradores hacia estos paisajes. Además, el recorrido lleva hasta una zona de pequeñas montañas creadas por una erupción volcánica en 2010.

#ClimateStrike: la huelga ambiental que te devolverá la fe en la humanidad

Joshua Lanzarini/Unsplash

Jordan Trail, Jordania

La ruta más larga, Jordan Trail, se alarga por 650 kilómetros, por lo que son necesarios 40 días para terminarla. Tal es su extensión, que pasa por todas las postales icónicas de Jordania, desde la explanada de Wadi Rum hasta las aguas cristalinas del Mar Rojo. Al visitar distintas comunidades y sitios históricos, esta ruta se convierte, también, en una lección cultural.