Foto: Justin Sullivan/Getty Images
- Publicidad -

El sargazo que llega diariamente a las playas del Gran Caribe se mantiene como una de las principales amenazas al turismo internacional, pero las toneladas de algas amenazan también a las especies marinas y los arrecifes de coral. Ayer, ocho años después del primer brote, 13 países se reunieron para encontrar soluciones eficientes a esta crisis.

Honduras, Nicaragua, Jamaica, Trinidad y Tobago, República Dominicana, Haití, Cuba, Isla Guadalupe, Panamá, Blice, Guatemala, Guyana y México atendieron ayer el Encuentro de Alto Nivel para la Atención del Sargazo en el Gran Caribe y llegaron a 26 acuerdos colaborativos para combatir la llegada a las playas y aprovechar el alga.

El problema

Existen distintas “islas de sargazo” frente a las costas de Brasil y África. El cambio climático ha provocado que las algas se desprendan del fondo del mar y las corrientes océanicas las acercan a las costas del Caribe.

- Publicidad -

En México, los hoteles -principales afectados a nivel económico por la caída del turismo- han empleado un sistema de limpieza de sus playas diario, pero el tratamiento de las algas recogidas ha presentado más de un problema: en un principio las enterraron bajo la arena, pero el olor putrefacto seguía afectando a las playas. Después decidieron quemarlas, pero es una alternativa excesivamente cara.

Lee: México construirá barcos especiales para eliminar sargazo

Foto: Shutterstock

¿La solución?

Los acuerdos alcanzados ayer se dividieron en tres partes: investigación, comunicación y tratamiento. La primera es necesaria para alcanzar una solución funcional; por eso, los 13 países trabajarán con las comunidades costeras y distintos organismos científicos para estudiar la problemática a fondo.

La comunicación se centrará en la creación de internationalsargassumsystem.com una plataforma colaborativa que estará disponible a partir de mañana para compartir información abierta sobre los ciclos de arribo a las costas, recomendaciones de salud y propuestas públicas y privadas para su industrialización.

Lee: ¡Ya sabemos qué hacer con el sargazo! Conoce las primeras soluciones

Para su tratamiento, el primer paso es incluir al sargazo en la lista de alertas naturales, como los huracanes. Después, se creará un plan de trabajo a iniciar en octubre de este año, y será presentado frente a la COP (Conferencia de las Partes de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático) para apoyarse de políticas internacionales y solicitar financiamiento global.