Unsplash
- Publicidad -

Uno de los sitios arqueológicos más visitados del mundo acaba de implementar una nueva medida para lidiar con el turismo masivo. A partir de este mes, Machu Picchu contará con un estricto sistema de entrada que te dará una hora exacta para visitarlo.

Con el crecimiento de su popularidad, Machu Picchu se ha visto amenazado por la erosión, causada por la contaminación, la basura y el ir y venir de los millones de turistas que visitan las ruinas al año. Tan solo en 2018, se vendieron más de cuatro millones de entradas, según Perú Reports.

Unsplash

Horas específicas para tu visita

Es tanta la demanda –y tanta la preocupación de los propios antropólogos del sitio- que el gobierno acaba de instaurar una nueva medida para controlar el flujo. Desde el 1 de enero, los tickets de entrada traen una hora específica en la que los viajeros podrán disfrutar de Machu Picchu. Estos, que serán vendidos con anticipación, estarán dentro del margen de las 6 de la mañana hasta las 2 de la tarde.

- Publicidad -

Así que si planeas visitar estas ruinas peruanas pronto, asegúrate de comprar los tickets por Internet y, a partir de estos, planear tu viaje. También es importante que consideres que tendrás una hora para recorrer Machu Picchu, por lo que podrías agregar algunas paradas en el camino para disfrutar la experiencia del Valle Sagrado.

 Huayna Picchu: La montaña que sólo suben los valientes

De camino, puedes detenerte en Ollantaytambo, un complejo que alguna vez sirvió como ciudad de descanso y que se mantiene, sorpresivamente, de pie. En Aguascalientes, el punto de partida para llegar a Machu Picchu, hay un mercado de artesanías y un par de hoteles en donde puedes aprender sobre el pisco.

Unsplash

Este tipo de tickets no es algo nuevo en el sitio, y es que el gobierno lleva años probando nuevas medidas para asegurar su conservación, aunque sea por un poco más de tiempo. Este no es el único complejo en donde se considera tomar medidas extremas y, de hecho, Chichén Itzá también ha sido punto de discusión, aunque no se ha comunicado ninguna decisión.